Conociendo🌎

Te presentamos un itinerario de 2 días para que conozcas lo mejor de París

París es una ciudad muy diversa y armar un itinerario para todos los gustos es prácticamente imposible. Sin embargo hemos puesto nuestro mayor empeño en ofrecer diversas opciones para quienes sólo disponen de 2 días en París.

Recorreremos los principales monumentos, plazas y calles comerciales de la ciudad. Dependiendo el gusto de cada uno podrán ir de compras, visitar los museos, sentarse a tomar un café o disfrutar de los hermosos jardines de París.

La llegada a París

Según la hora a la que llegue tu vuelo a París podrás hacer más o menos cosas. Tomemos el caso de arribar en la tarde. Llegar del aeropuerto al centro lleva una media hora aproximadamente. Luego hay que hacer el checkin en el hotel, dejar las valijas y prepararse para salir. Eso deja poco tiempo para las visitas.

Comenzamos entonces visitando la Torre Eiffel, el ícono de París. La mejor vista se obtiene llegando en metro a la estación Trocadero, desde donde podrás apreciar la gran torre y el Campo de Marte, el jardín donde se encuentra.

Descendiendo por el Trocadero se llega a la base de la Torre Eiffel. Allí se ubican las boleterías para acceder a la misma. Hay diferentes tickets para subir a distintas alturas. Animate y subí a la tercera planta. Ahí está el mirador más elevado.

Al salir de la Torre Eiffel podés ir al Barrio Latino. Es uno de los lugares más animados y baratos para cenar. En la estación Champs de Mars-Tour Eiffel se toma el RER hasta la estación Saint-Michel – Notre Dame. Desde el instante en que bajes del tren sabrás dónde ir.

Luego de la cena se puede tomar una copa en la zona o dar un breve paseo para contemplar los monumentos iluminados. Desde el Barrio Latino se puede cruzar a la Île de la Cité por cualquiera de los puentes del Sena y se llega a Notre Dame. Si se cruza la isla se llega al Hotel de Ville, el ayuntamiento de París.

Primer dia entero

El primer día entero recorremos los lugares más importantes de París. Te recordamos que es un itinerario un poco cansador. A las 10 de la mañana empezamos en Los Inválidos y finalizamos a las 20 horas en Montmartre. Son unas 3 horas de paseo a pie y unas 7 horas para ver o hacer lo que se desee.

A Los Inválidos se puede llegar en metro. Las estaciones más cercanas son Invalides, Varennes y La Tour-Maubourg. En el interior de la iglesia se encuentra la tumba de Napoleón bajo la cúpula central.

Junto a Los Inválidos está el Museo Rodin. Es muy cómodo para visitar y muy recomendable. Posee un jardín donde están ubicadas las principales obras del escultor.

Atravesando la explanada de Los Inválidos se llega al puente de Alexandre III. Es el más bello de París. Continuando en línea recta pasamos entre el Grand Palais y el Petit Palais. El Petit Palais puede visitarse gratis y posee una linda decoración. Además tiene un patio interesante.

Seguimos por la Avenida Churchill y nos encontramos con los Campos Elíseos. Sobre la mano izquierda podemos ver el Arco del Triunfo. Vamos hacia él sin apurarnos, mirando las vidrieras de los diseñadores o tomando un buen café en las privilegiadas terrazas.

Si bien no es tan espectacular como la Torre Eiffel, el Arco del Triunfo ofrece unas hermosas vistas de París. Recomendamos subir hasta su terraza.

Volviendo por los Campos Elíseos y después de caminar una media hora aproximadamente llegamos a la Plaza de la Concordia. Allí se encuentra el Obelisco de Lúxor. Desde el centro de la plaza se observa al oeste los Campos Elíseos, al norte la Iglesia de la Madeleine, al este los Jardines de las Tullerías y al sur la Asamblea Nacional.

Seguimos a pie hacia la Madeleine y recorremos la Rue Royale, una de las calles comerciales más importantes y famosas de París. Se puede acceder a la iglesia y luego volviendo por donde vinimos tomamos la calle Saint Honoré hacia la izquierda.

Continuamos por Saint Honoré y a la izquierda vemos la Plaza Vendome, donde se encuentra la famosa columna copia de la de Trajano en Roma.

Salimos de la plaza por el mismo camino y continuamos en línea recta llegando a los Jardines de las Tullerías. Los recorremos hasta llegar al Museo del Louvre. Le podemos dedicar todo el tiempo que queramos.

Dejando el museo por su parte norte tomamos la Avenida de la Ópera hasta llegar a la Ópera Garnier. Esta importante calle comercial fue construida por Napoleón III para conectar el Louvre con el Palacio Garnier, el nuevo edificio de la Ópera que el mismo mandó construir.

Bordeando el edificio llegamos al Boulevard Haussmann. Allí se ubican las Galerías Lafayette y Printemps. Son dos grandes almacenes para presupuestos poco apretados. Recomendamos entrar en Lafayette y admirar su cúpula.

Si se desea conocer mejor esta zona hay que caminar en sentido este hacia la estación de metro Grandes Boulevares donde se ubican el Hard Rock Café y el Museo de Cera Grévin.

El siguiente punto de nuestro recorrido es Montmartre. Para llegar podemos ir en metro (bajar en estación Blanche) o caminar por la Rue Montmartre hasta llegar a la plaza Blanche. Allí está el famosísimo Moulin Rouge.

El Boulevard de Clichy es una zona bohemia, con bastante vida nocturna y tiendas.

Seguimos hacia el este por el Boulevard de Clichy y llegamos a la estación de metro Anvers. Aqui está señalado el Funicular de Montmartre. Podemos usar este transporte o subir 200 escalones. Como gusten!

Al llegar a la cima de Montmartre no podemos dejar de visitar la Basílica del Sagrado Corazón y recorrer sus calles. Seguimos a los turistas y llegamos a la Plaza du Tertre (mejor conocida como Plaza de los Pintores). Es uno de los lugares de París para cenar tranquilo y a buen precio.

Luego de cenar podemos ir al espectáculo del Moulin Rouge de las 23 horas. Si no se desea pagar la costosa entrada, podemos encontrar en la zona muchos lugares donde tomar una copa.

El segundo día

El segundo día comenzamos el paseo visitando Notre Dame. Si queremos subir a las torres y no esperar más de una hora en la fila deberemos llegar a las 9.45 de la mañana o antes en la fila, ya que abren a las 10.

Luego de tomar fotos de las famosas gárgolas nos metemos en la catedral. Es gratis e imperdible.

Salimos de la catedral, cruzamos la plaza y doblando en Rue de la Cité llegamos a la Place Louis Lépine donde todos los días está el mercado de plantas. Si la visita es un domingo podremos ver puestos de pájaros.

Tomamos el Boulevard du Palais y cruzamos el Puente de Saint-Michel para llegar al Barrio Latino donde estuvimos el día de llegada. Recorremos el animado Boulevard y llegamos a Rue Soufflot. Aqui encontramos el Panteón. Otra de las visitas imperdibles de París.

Retrocedemos hacia Rue Soufflot nuevamente y llegamos a los Jardines de Luxemburgo, los más bellos de París. Aprovechamos para dar un paseo y tomar un helado. O, si hay buen tiempo, nos sentamos al sol como los parisinos.

Luego de un descanso en los jardines volvemos al Boulevard Saint-Michel y continuamos hacia las calles más animadas junto al Sena. Es un buen sitio para comer.

Y si tenemos algo más de tiempo aprovechamos la tarde y visitamos el Museo de Orsay. Hasta allí llegamos caminando hacia el oeste por la orilla sur del Sena.

¿Qué hacer si tenemos más días?

Si tenemos más de dos días podemos aprovechar para visitar el Palacio de Versalles, La Defensa, las Catacumbas o el Museo du Quai Branly.

¡Que disfrutes de París!

Si te gustó este contenido, compártelo en tus redes sociales:

 

También puedes apoyarnos comprando un café para nuestros colaboradores 😍

Todos los pagos son procesados de manera segura a través de PayPal