Conociendo🌎

Te preparamos un itinerario de 2 días para conocer lo mejor de Budapest

Budapest es una capital europea ideal para pasar un fin de semana. Aquí hemos preparado un itinerario para un fin de semana, calculando una llegada el viernes por la tarde y una partida el domingo a la misma hora.

Si visitás la ciudad entre semana, no te olvides de consultar los horarios de apertura de los diferentes museos y monumentos.

La visita al Parlamento

En este recorrido no incluimos la visita al interior del Parlamento ya que se requiere ir con bastante anticipación y en muchas ocasiones no se permite el acceso. Si sólo se dispone de un par de días no es bueno perder toda la mañana.

Si tenés ganas de visitarlo sin perder tiempo, lo ideal es comprar la visita guiada Budapest + Parlamento, de esta forma te evitás las filas y visitarás todo lo incluido en el itinerario del sábado a la mañana.

Llegada a Budapest

Es muy probable que el día de llegada no haya mucho tiempo para visitar nada luego de dejar el equipaje en el hotel. Lo ideal en este caso es pasear por el centro, conocer Váci Utca, la Avenida Andrássy y la Basílica de San Esteban.

Si tenés ganas de trasnochar, en la zona de la Ópera hay bares y pubs de distintos estilos.

El primer día

Nuestro primer día comienza en Buda, la zona más señorial de Budapest. Para llegar hasta la cima se pueden tomar los buses 16, 16A y 116 y bajar en la parada Dísz tér. También se puede llegar en el Funicular Budavári Sikló, aunque es bastante caro.

Primero recorreremos los alrededores del Castillo de Buda, desde donde obtendremos las mejores vistas de toda la ciudad. No te olvides de entrar en el patio, donde se encuentra el Museo de Historia de Budapest.

Desde el castillo tomamos Támok Utca hasta llegar a la Iglesia de Matías y el Bastión de los Pescadores, el lugar desde donde se aprecia mejor la grandeza del Parlamento. Para acceder al interior de la iglesia se debe comprar una entrada.

Para regresar al castillo lo hacemos por la calle Úri Utca, conocida como La Calle de los Señores. El ambiente medieval lo ocupa todo y en el número 9 encontraremos la entrada al Laberinto del Castillo de Buda, una interesante y diferente atracción que les fascinará a los niños (actualmente, y quizás de forma definitiva, se encuentra cerrado). Saliendo a la calle paralela se puede disfrutar de las vistas de Obuda.

Para volver a Pest bajamos caminando por una de las varias pendientes que hay en Buda y cruzaremos el Puente de las Cadenas. Seguimos recto por Zrínyi Utca y llegamos a la Basílica de San Esteban, una visita imprescindible.

Seguimos luego con rumbo sur para llegar hasta Vörösmarty tér, una de las plazas más importantes que hay en la ciudad. Aquí se ubica la famosa Pastelería Gerbeaud, un lugar ideal para un postre luego del almuerzo.

Ahora seguimos por Váci Utca, la calle comercial más famosa de Budapest y caminaremos por ella hasta el Mercado Central. Si la idea es comer bien y barato, en la planta superior hay locales que sirven distintos tipos de comidas. Si por el contrario, querés comer sentado, en Váci Utca encontrarás muchos restaurantes.

En la puerta del mercado tomaremos el tranvía 47 o 49 para llegar a Deák Ferenc tér. En este corto viaje tendremos a la derecha el Museo Nacional de Hungría y la Sinagoga Judía, que se puede visitar todos los días excepto los sábados.

Desde Deák Ferenc tér caminarmos por la Avenida Andrássy para llegar a la Ópera. Si llegamos antes de las 16 horas podemos hacer la visita guiada en español, muy recomendada.

Ahora tenemos algunas horas para recorrer la Avenida Andrássy, hacer compras, tomar un café o caminar hasta el Parlamento.

La mejor forma de terminar el día es reservar un paseo en barco con cena. Las magníficas vistas de los edificios de Budapest iluminados desde el Danubio es algo que se puede dejar pasar. Además el precio es más económico que en otras capitales europeas.

Nuestro consejo es el paseo en barco con cena y música en directo, que se hace a las 19 horas. Otra opción aún mejor es ir a un espectáculo folclórico y luego hacer el paseo en barco. No le tengas miedo a la palabra folclore, los bailes tradicionales y la música húngara te van a sorprender.

Luego de la cena podemos dar un paseo por Váci Utca y la zona de la Basílica de San Esteban. En la zona de la Ópera hay varios locales donde se puede tomar una copa.

El segundo día

El segundo día empieza en la Plaza de los Héroes, donde están las estatuas de los líderes de las siete tribus magiares que fundaron Hungría.

Se llega hasta aquí en el la línea M1 del metro, en la estación Hősök tere.

En la misma plaza está el Museo de Bellas Artes, uno de los mejores de Budapest. La visita es muy recomendable, dura alrededor de una hora y la entrada es bastante accesible.

Luego del museo nos iremos al Parque de la Ciudad. Los domingos encontraremos muchos húngaros que eligen pasar el día en familia allí. Los sábados tambien son un buen día para visitarlo.

La mejor forma de recorrer el parque es comenzar por el Castillo de Vajdahunyad y luego pasear en sentido contrario a las agujas del reloj hasta llegar al Balneario Széchenyi. Si se dispone de tiempo suficiente recomendamos ingresar al balneario un par de horas. Es una de las mejores actividades para hacer en Budapest.

Luego del baño podemos comer algo rápido en los puestos que hay frente al zoológico o ir a comer al centro de la ciudad.

Hasta aquí nuestro itinerario para dos días en Budapest. Se puede aprovechar el tiempo restante hasta la presentación en el aeropuerto admirando las mansiones de la Avenida Andrássy o hacer las últimas compras en Váci Utca.

Si te gustó este contenido, compártelo en tus redes sociales:

 

También puedes apoyarnos comprando un café para nuestros colaboradores 😍

Todos los pagos son procesados de manera segura a través de PayPal