Conociendo🌎
Crédito foto: © TVB Innsbruck / Christof Lackner

Se encuentra en la colina Bergisel dominando las vistas de Innsbruck y es uno de los símbolos más famosos de la ciudad.

El Trampolín de Salto de Bergisel (Bergisel Schanze en alemán) es un trampolín olímpico construido en 2002 para los Campeonatos Mundiales de Saltos de Esquí. Se encuentra en la colina Bergisel dominando las vistas de Innsbruck y es uno de los símbolos más famosos de la ciudad.

Historia

La colina Bergisel fue desde siempre un sitio muy importante en la historia de Innsbruck. En estos terrenos las tropas tirolesas se han enfrentado a varios invasores a lo largo de la historia.

En 1927 fue inagurudado el primer trampolín de Bergisel para los Campeonatos del Mundo de Esquí Nórdico de 1933.

Para los Juegos Olímpicos de Invierno de 1964 y 1974 se necesitaba construir un nuevo trampolín, que fue entregado en 1953.

El trampolín que vemos hoy es mucho más moderno y fue construido en 2002 para los Campeonatos Mundiales de Saltos de Esquí. El diseño es obra de la arquitecta anglo-iraquí Zaha Hadid.

Mirador

Además de la función deportiva, desde lo alto de la colina se pueden conseguir una de las mejores vistas de la ciudad.

La privilegiada ubicación del trampolín permite disfrutar las vistas desde un mirador o relajarse tomando algo en el restaurante panorámico Bergisel Sky. Dos excelentes opciones para explotar el atractivo turístico del lugar.

¿Dónde está?

  • Rennweg 1/3

Horarios

  • Junio a octubre
    • Todos los días: de 9 a 18 horas
  • Noviembre a mayo
    • Todos los días: de 10 a 17 horas

¿Cómo llegar?

Precios

  • Adultos: € 9.50
  • Niños hasta 14 años: € 4.50
  • Niños hasta 5 años: GRATIS!

Ubicación en el mapa

Si te gustó este contenido, compártelo en tus redes sociales:

 

También puedes apoyarnos comprando un café para nuestros colaboradores 😍

Todos los pagos son procesados de manera segura a través de PayPal